El futuro de la geolocalización

Gestor de FlotasNon classifié(e)

El software de gestión de flotas se está abriendo paso en el mundo de las empresas de logísticas, transportes y distribución, ofreciendo una gran cantidad de aplicaciones diseñadas para simplificar y agilizar cada aspecto del negocio. Todo ello gracias a las posibilidades que ofrecen el GPS y otros dispositivos geolocalizadores.

Pero, ¿cómo funciona exactamente la geolocalización? ¿Qué avances nos esperan en ese campo en los próximos años? Sigue leyendo si quieres conocer con algo más de profundidad esta apasionante tecnología.

La geolocalización y sus posibilidades

La geolocalización GPS permite triangular una posición a través de una red de satélites, en función del tiempo que tarda una señal en llegar desde un objeto emisor a cada uno de ellos. Así, establece la localización geográfica de un dispositivo con un margen de error de centímetros. Hoy en día existen otros sistemas, como GSM, que utiliza las infraestructuras de las redes de telefonía en lugar de satélites, pero cuyo margen de error es mucho mayor y son menos utilizados. También existe WPS, que utiliza las redes WIFI para localizar un equipo y que suele utilizarse en entornos domésticos.

A lo largo del último par de décadas, la tecnología de geolocalización se ha extendido y han surgido miles de maneras de aprovecharla: desde asistentes de navegación a software de gestión de flotas, rastreo y salvamento, juegos de realidad aumentada, seguridad… Además, el mundo de la publicidad ha encontrado aplicaciones para estos sistemas como, por ejemplo, la publicidad contextual en función de la localización del individuo o los negocios anunciados en Google Maps. Y, por supuesto, el GPS es parte fundamental de los coches autónomos que ya están comenzando a funcionar de modo experimental.

El control de flotas por GPS y sus usos alternativos

Los trabajadores que manejan software de gestión de flotas son muy conscientes de las aplicaciones que la geolocalización tiene ya a nivel de logística y transportes. Pero quizá no conocen todas sus posibilidades.

En los últimos meses, por ejemplo, la propia compañía gala Renault ha lanzado un proyecto para evaluar la viabilidad de su modelo comercial EZ-FLEX. Se trataría de un vehículo de transporte de mercancías completamente eléctrico y de muy pequeño tamaño, diseñado para el reparto final en entornos urbanos. ¿Y qué tiene que ver con el software para el control de flotas por GPS? Muy sencillo: este es el tipo de programa que se está utilizando para recoger datos de sus primeros ejemplares en funcionamiento. Gracias a la información recogida sobre sus rutas, paradas, velocidad, consumo energético y un largo etcétera, la marca francesa llevará a cabo los últimos cambios en el vehículo antes de su lanzamiento. Todo gracias a la geolocalización por satélite.

El software de gestión de flotas es un ejemplo representativo

Esto es solo el principio. Las utilidades de la geolocalización no hacen más que crecer conforme se descubren formas de aplicarla de maneras más imaginativas y útiles. El software de gestión de flotas, por ejemplo, ha ayudado a ahorrar grandes cantidades de tiempo y dinero a empresas de transportes de todo  el mundo. Solo queda preguntarse, ¿qué será lo siguiente?